La tarde del Nigromante, el Diablo, la Salamanquesa y la Cueva

Hoy ha sido una de esas tardes en las que unas cosas llevan a otras…

Así que para empezar, en nuestra sección de Ετυμολογία os traigo una palabra que me encontré curioseando por ahí.

Atentos a la historia etimológica, que es lo mejor :)

salamanquesa.

(Alterac. de salamandra, a la que el vulgo atribuía poderes maléficos, por infl. del nombre de la Universidad de Salamanca, que, según la creencia popular, era sede principal de actividades nigrománticas).

Ufff lo que he aprendido yo en la Universidad de Salamanca…

Juah Juaaah Juahhh [risa maléfica xD]

Y es que, para aquellos que no lo sabíais, Salamanca está considerada como el centro principal de la nigromancia, y en ella se practicaba la magia y las artes oscuras. Para comprobarlo podemos acercarnos a la Cueva de Salamanca, en el centro histórico de la ciudad, a unos 100 m. de la catedral.

Allí nos encontraremos con un lugar especial que ha cautivado la mente de estudiosos, literatos, historiadores, arqueólogos… y la del pueblo en general que cultivó una leyenda a su alrededor…

Según se cuenta, la cueva fué fundada por Ἡρακλῆς (Hércules para los Romanos), como academia para las artes mágicas. Pero después por unas cosas que tenía que hacer Ἡρακλῆς acabó quedándose con la academia el mismísiiiisimo Diablo (Del lat. diabŏlus, y este del gr. διάβολος), Lucifer para los amigos… aunque llamado Asmodeo para la ocasión…

Después de 7 años de carrera (muy a lo Hogwarts), en las que Asmodeo daba clases nocturnas a 7 alumnos, se echaban a suerte quién se quedaba en manos del demonio…

Según cuenta la leyenda, El Marqués de Villena, que había sido uno de los alumnos más aventajados, consiguió escapar vivo pero… dejó atrás su sombra… lo que le ataría  a El Malvado para el resto de sus días…

Durante su reinado Isabel La Católica ordenó que la tapiaran…

Y Cervantes la dedicó su entremés “La cueva de Salamanca”…

Un lugar mágico que merece la pena conocer…

Como anécdota cariñosa para rematar el post os contaré que yo viví cerquita cerquita de la cueva, y que durante una primavera y un verano venía a mi patio una salamanquesa muy bonita a la que llamamos Puchisse (con acento francés xD ) y a la que veíamos casi todos los días correteando por el pozo o tomando el sol junto a las plantas… tan feliz…

Un día no volvió…

[Gracias a la Wikipedia y a la RAE :) ]

Advertisements

2 responses to “La tarde del Nigromante, el Diablo, la Salamanquesa y la Cueva

  1. Muy bueno el articulillo. Ameno y con toques de erudición (esas palabrejas griegas – qué nivel)

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s